Comisión General de principio de curso 2019/2020

Entre los días 25 y 27 de octubre, la ciudad y la Diócesis de Salamanca ha acogido la Comisión General de la JEC, en la que 30 jóvenes y acompañantes se han reunido con el fin de planificar el curso y reflexionar en torno a los retos sociales y eclesiales que, como asociación juvenil inserta en el mundo estudiantil, tiene por delante.

Han asistido militantes de las diócesis en las que está presente (Bilbao, Mérida – Badajoz, Cáceres, Plasencia, Madrid, Palencia, Salamanca y Sevilla) con el fin de iniciar una reflexión que ocupará todo el año en la que se plantean preguntas de fondo sobre su presencia, realidad, respuesta juvenil, situación económica, estructural…. que lleve a “repensar” ciertos modelos con el fin de adaptarlos a la sociedad y a la Iglesia actual.

Tras este momento de diagnóstico de la realidad en la que destacan palabras como cuidado, procesos y acompañamiento, a lo largo del curso habrá momentos para discernir las opciones más importantes como movimiento y marcar los planteamientos de futuro.

En este encuentro se han aprobado los temas de las campañas tanto de la etapa de secundaria, como de la etapa de universidad, que girarán en torno a las emociones, la educación emocional que recibimos y la gestión de esas emociones, que ayude al interior y que lance a las personas jóvenes a ofrecer esta reflexión al ambiente en el que se mueven, principalmente el de los centros de estudio.

El presente curso es especialmente importante pues supone el fin del trienio iniciado en el 2017, y culmina con la celebración de la 38º Asamblea General, el órgano de decisión más importante del movimiento. Por ello, se ha aprobado que, por propuesta de las personas militantes, la Asamblea General se celebre en la Diócesis de Sevilla entre los días 4 y 9 de agosto de 2020.

Con el fin de renovar el Equipo Permanente formado por dos personas jóvenes liberadas para el trabajo del movimiento, durante este año los chicos y chicas que se sientan llamadas a reflexionar en torno a este servicio entendido como entrega y dedicación tendrán momento para juntarse y reflexionar a la luz de la Palabra su momento vital, estudiantil y creyente.

Teniendo como horizonte siempre ser militantes al servicio de la construcción de un Reino de justicia y amor hacia las personas más vulnerables, ponemos en manos de Dios Padre y Madre nuestro trabajo, nuestras ganas y nuestra ilusión.

En Salamanca, a 27 de octubre de 2019

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.